Real Madrid, la majestuosidad del coloso

Durante este verano y como si la Décima no hubiera sido suficiente, el Real Madrid, consciente de la presión que ello conlleva, ha decidido reforzar sus líneas en la tónica que viene siendo habitual en los equipos que conforma Florentino Pérez, fichando las mejores estrellas del planeta fútbol. Los blancos mejoran más si cabe aún una plantilla que aspira a todos los títulos disponible. No hay excusas para no hacer de esta temporada algo inolvidable para sus seguidores.

Ancelotti se verá ante los nuevos fichajes en una encrucijada mayor que la del pasado ejercicio. El técnico italiano estuvo rotando entre el 4-4-2 y el 4-2-3-1Muchas son las piezas que deberá encajar si quiere que todos tengan minutos. En portería, el debate seguirá incrementándose con Keylor Navas. No es de extrañar que el técnico confíe en el costarricense para el tramo largo del campeonato. La defensa parece que será inamovible. En el centro habrá que adaptar un posible trivote con Kroos (junto a Xabi y Modrić) o solamente pensar en dos mediocentros. El alemán no destaca por un desplazamiento rápido de balón, por lo que parece inviable adaptarlo a una posición que le pida demasiado sacrificio físico, siendo su hábitat natural el círculo central.

En ataque Ancelotti cuenta con muchas variantes. Puede apostar por la famosa BBC (Bale, Benzema y Cristiano) con James de interior, haciendo la función de Di María, aunque el compromiso táctico del colombiano no será el mismo que el del argentino. La mejor versión de James se puede ver en la mediapunta, jugando entre líneas, lugar donde Isco no tuvo muchos minutos la pasada temporada debido a la inexistencia de un enganche en el esquema del italiano durante prácticamente todo el año.

Está por ver cuál será el papel definitivo de Isco, el malagueño fue perdiendo protagonismo con el paso de los partidos y su posicionamiento en el campo parecía no encajar con la idea que pretendía ejecutar Ancelotti en el césped. Sin embargo, hemos podido verle ejerciendo de falso 9, posición que puede adaptar con total naturalidad gracias a su juego de espaldas, para así generar los espacios suficientes para las entradas desde la segunda línea de Cristiano Ronaldo o Bale. Para octubre, se espera a Jesé, otro bendito problema más para el puzzle del míster.

[rev_slider slider29]

Porteros

La portería será el eterno debate. Iker Casillas es el que más galones posee para capitanear el arco blanco, pero sus últimas actuaciones han puesto en duda si finalmente Keylor Navas se hace con el puesto titular. El de Costa Rica posee unos grandísimos reflejos y va bien jugando con los pies. Este año no habrá rotaciones.

 

Defensas

La línea defensiva se mantiene intacta con respecto al año pasado. Ramos y Pepe se erigen como los dueños absolutos del macizo central, mientras que el joven Varane espera que las lesiones lo respeten para poder competirles la titularidad. Coentrão se antoja como el lateral izquierdo favorito de Carletto. El portugués ha tenido minutos en los instantes más decisivos de la temporada (final de Copa, de Champions o de Supercopa de Europa), sin duda toda una garantía de primer nivel haber recuperado a un jugador que parecía tener su destino más fuera que dentro de la casa blanca. Carvajal será el puñal por el perfil derecho, mientras que Arbeloa y Marcelo esperarán rotaciones y minutos que a buen seguro tendrán.

 

Centrocampistas

Tras la sorpresiva marcha de Xabi Alonso al Bayern Múnich, Toni Kroos deberá ejercer como el líder absoluto en la sala de máquinas blanca. Su precisión en los envíos será muy importante para mantener el equilibro en las transiciones del equipo. Modrić será pieza básica en el robo, imprimiendo dosis de aceleración o pausa cuando el juego lo necesite. El alemán Khedira continuará tras tener un pie fuera del equipo, aunque su titularidad no está garantizada. Por su parte, James Rodríguez dará verticalidad entre líneas e Isco aportará ese talento emergente, la chispa mágica que solo poseen unos pocos para impregnar al equipo un poco de duende andaluz.

 

Delanteros

Dinamita no le faltará al equipo con Cristiano RonaldoBale o Benzema, jugadores que son capaces de generar entre ellos más goles que un solo equipo de primera división. Como ya ocurriera en Múnich o en la final de Champions, Bale puede sacrificar sus metros de campo para apoyar defensivamente al equipo por el perfil derecho, para así poderle dar suficiente equilibrio al equipo. Benzema afronta esta temporada en plena forma, tras un final de campaña excelente y un gran Mundial, mientras que Cristiano Ronaldo parece ya recuperado de los problemas físicos que mermaron su rendimiento en los últimos encuentros de la pasada temporada.

Destacar la incorporación sobre la bocina del delantero Javier “Chicharito” Hernández, procedente del Manchester United. Llega a préstamo por un año y se espera que complemente a Karim en labores ofensivas. Con lupa también tendremos que mirar a Jesé una vez esté recuperado de su lesión.

 

La conquista de la Décima ha traído más novedades en el seno blanco: la posibilidad de disputar más torneos que poder añadir al palmarés. En concreto, hasta seis títulos están al alcance del equipo: Liga, Copa del Rey, Champions, Supercopa, Supercopa de Europa y Mundial de clubes. Un reto muy apetitoso, pero que no debe obsesionar al club. Las competiciones son y serán duras, máxime cuando se intentan revalidar. Es evidente que el Real Madrid posee una plantilla para pelear por los seis de forma plena y con garantías absolutas de éxito, pero seguramente todo no sea tan de color de rosa como lo pintan. Uno de los seis posibles ya reposa en las vitrinas blancas gracias a su cómoda victoria en Cardiff frente al Sevilla en la Supercopa de Europa, un título que se le resistía a Cristiano Ronaldo y que el Real Madrid no conquistaba desde 2002.

La plantilla no debe de caer en la conformidad tras el éxito en la pasa edición europea y debe buscar sin dudas el llegar lo más lejos posible en todas las competiciones que dispute. El haberse quitado el peso de la Décima hará que el equipo se muestre más confiado en los grandes encuentros. Si lo consigue, el Real Madrid será uno de los equipos más temibles del continente.

Carlo Ancelotti tiene el apasionante reto esta temporada de poder superar el listón del pasado ejercicio con un plantel de ensueño

Cristiano Ronaldo - El crack absoluto del Real Madrid. Una bestia con un apetito insaciable, siempre quiere más goles

Sergio Ramos - El guardián incontestable del muro blanco. Corazón y fuerza para liderar una defensa de ensueño

Toni Kross - Deberá ser el jefe en la sala de máquinas del equipo blanco. Será un pilar fundamental en las transiciones

Momento Injusto

Tras ocho años sin rozar las mieles de la élite europea, cayendo en octavos de final de la Champions League, el Real Madrid gracias a su técnico José Mourinho, consiguió llegar tres veces consecutivas hasta las semifinales.

La primera temporada, en 2011, frente al FC Barcelona, se vivió uno de los episodios más polémicos que se recuerdan en los últimos años y que trajo muchísima controversia. La famosa ‘plancha’ de Pepe a Dani Alves supuso la expulsión del defensa portugués en un momento muy importante del partido. El Barcelona supo aprovechar esa superioridad numérica para hacerse con el partido y dejar al Real Madrid en la cuneta.

Aunque sin dudas uno de los momentos más amargos que recientemente ha vivido el equipo fue la famosa eliminatoria frente al Bayern Múnich al año siguiente, donde no se terminó de ‘matar’ al Bayern en el partido de vuelta y los penaltis volvieron a dejar con la miel en los labios a un equipo que mereció la final.

Yasser Tirado

Yasser Tirado

Escritor que pretende hacer del fútbol una literatura de mesilla de noche, un enfoque distinto entre la densa niebla. Podéis ver mis proyectos en www.memoriasdeunbar.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>